Blog

13 de abril, Luz Betancur

En el programa del miércoles 13 de abril de “Vida Top”, conversó junto los Coaches Oscar Cáceres y Cynthia Ordoñez y el Periodista Fernando Aliste, la Psicóloga colombiana Luz Betancur.
Luz está radicada en Chile desde el año 2011, es Magister en Psicología en Estudios Clínicos y Facilitadora de Constaleciones Familiares y Organizacionales. Las “Constelaciones” es un método desarrollado por el psicoterapeuta Bert Hellinger, cuyo objetivo es liberar a los individuos de tensiones que puedan estar provocando inconvenientes en sus vidas. “Constelar significa organizar, poner en el lugar que corresponde las cosas, según explica Hellinger. Con las Constelaciones Familares uno reorganiza los órdenes naturales de la vida, nos muestra el camino para ordenarlos y alcanzar lo que todo ser humano desea, la felicidad”, indica.
Lo que comienza como una búsqueda a nivel personal, se transforma en un camino de conocimiento y servicio. “Desde que tenía catorce años, que venía realizando una búsqueda para un camino personal. Esa búsqueda me lleva a estudiar psicología y filosofía, para entender muchas cosas de la existencia humana… Desde que concí las Constelaciones Familiares, cambió mi mirada, pues es un trabajo mucho más espirutual… Es un campo que te permite comprender tantos aspectos de la vida de uno, que incluso permite ahorrarse algo asi como 10 a 15 sesiones de terapia tradicional”, explica.
Puedes volver a escuchar este programa, ingresando al link de nuestra Radio Online http://oscarcaceres.com/radio/.

2 comentarios

  1. Sandra Jeanneth Arcila Narvaez

    el

    Felicitaciones al programa por realizar esta entrevista con una costeladora tan especial como Luz Betancur, la conozco hace muchosaños y puedo decir que es un ser maravilloso me alegro mucho poder escuchar esta gran entrevista y conocer más sobre las constelaciones familiares.

  2. Ileana Rivarola

    el

    Muy clara Luz para incluir al escucha en su explicación.
    Un placer la entrevista.
    Me la ha pasado un amigo Coach!